lunes, 21 de enero de 2013

Yo, el conservador (a diferencia de Kicillof, que es marxista. Y judío)

Micheli en el último casting para los  Muppets
Los precios no se aplacan. De hecho, en estas últimas semanas parece que aumentan más rápidamente.
Y con decir que uno "no es monetarista" no alcanza. Porque la realidad muestra exactamente otra cosa. La aceleración de la emisión del BCRA tiene correlato directo en dos elementos: la suba del dólar ilegal y el aumento de los precios. El mismo BCRA parece admitirlo cuando sube las tasas de las Lebacs y Nobacs para instar a los bancos a que le devuelvan pesos.

Negar las correlaciones no hace bien. Podemos explicar infinidad de cuestiones respecto de la participación de agentes particulares (con intereses particulares) en cualquiera de estas consecuencias. Eso no es incompatible con la opinión de que la emisión de pesos y el aumento de adelantos transitorios para transformar directamente en gasto público convalida inmediatamente la aceleración de los precios.
En las condiciones actuales, en las que no existen demasiadas capacidades demostrables para atacar y neutralizar el accionar de los denostados especuladores que generan esas consecuencias nocivas para la economía, lo mejor es someterse a cierto disciplinamiento a la inteligencia y relegar por un rato la voluntad.

Hay una cosa: la demanda de divisas por particulares es un mecanismo de esterilización monetaria. Los pesos excedentes, en lugar de convertirse en demanda de bienes, van a la compra de divisas, a la formación de activos externos, a la famosa fuga. Son pesos que, con el mercado de cambios liberado, el BCRA absorbía, sacaba de circulación. Hoy no pasa lo mismo. La salida está cerrada. Y el mercado ilegal, chico, aparte no esteriliza los pesos.

Lógicamente, si yo fuera mago, usaría la varita mágica para alcanzar los niveles de inversión necesarios para propiciar aumento en la capacidad instalada que me permita sortear los cuellos de botella que aparecen en los rubros en los que se desequilibran oferta y demanda, sin necesidad de ajustar precios. Con una inversión sustanciosa direccionada hacia actividades estratégicas (logística, energía, bienes intermedios y alimentos), sumada a la emergencia de mano de obra ociosa capacitada (no digo que no la haya, enfatizo en capacitada), conseguiríamos una expansión de la oferta que nos permitiría sacar presión sobre los precios, a partir de que el alza de costos se diluiría en mejoras de productividad y ajustes por cantidad de producción para abastecer una demanda firme.

Pero claro, si no soy mago, tengo que darme cuenta que no puedo seguir avalando la inercia de cierta parte de la realidad como si la magia se operara, cuando en realidad no se opera. Yo entiendo y valoro mucho los esfuerzos intelectuales que exponen alternativas en las cuales la intervención estatal en las cadenas productivas y de comercialización y la generación de un shock de inversión se transforman en la solución de los problemas. Pero esa opción no está en el menú de la realidad. Al menos no con el grado de pureza que muestran en la ilusión.
Mirar para atrás y ver el largo plazo de 9 años en que tales fenómenos no ocurrieron, y evaluar además las limitaciones objetivas que se enfrentaron para que tales cosas no ocurrieran, no nos permite excedernos de optimismo creyendo que son una cuestión de voluntad, que se implementa en 5 minutos, y que encima gracias a eso, que dará resultados decisivos al día siguiente mismo de la implementación, podemos renunciar a cualquier prerrogativa de prudencia en la acción. Parece que no escarmentamos con la cachetada de la realidad que nos dice que la estatización de YPF no alcanzó a administrar consecuencias milagrosas que nos sacaran inmediatamente del listado de importadores sustanciales de energía para abastecer nuestro aparato productivo.

Más allá de eso, hay elementos que apuntan a este esquema. por ejemplo, la reforma de la carta orgánica del Central, que le permite un margen de intervención mayor en el funcionamiento del sistema financiero, sobre todo, en lo que hace al otorgamiento de créditos, la reforma del mercado de capitales, la reforma del mercado de los seguros. Pero las consecuencias no son inmediatas ni mágicas.

Gobernar no es hacer lo que uno quiere. Es hacer lo que se puede.
Y mi idea, nuevamente este año, como desde hace un par, es apostar a cierta prudencia, emprolijar el gasto público, ser un poquito amarrete en el dispendio de los fondos públicos (aumentarlo un poco menos que la inflación, evaluando bien en dónde recortar), y tratar de sacarle un poco de nominalidad a la expectativa de aumentos salariales (sobre todo de los más altos). Que está bien la demagogia de hacerles caso a los empresarios de la salud que en los ratos libres van a TN a oficiar de representantes de los trabajadores. Pero uno también entiende que hablan de aumentar salarios al 30% por 6 meses solamente (ante el aplauso de los "defensores de los intereses de los trabajadores, revolucionarios enemigos de los empresarios y del sector rentístico"), porque también están sufriendo la estrechez de costos en las obras sociales, y necesitan subir sus precios, que no son otra cosa que los aportes patronales y los descuentos salariales. Pero las consecuencias de una espiralización de precios no las van a pagar ellos, que los quebrantos de sus empresas se los transfieren al estado, ya que tienen la suerte de administrar semi-privadamente un servicio esencial que el sector público no puede abandonar.

En fin, tal vez llegó la hora de empezar a abandonar los incrementos salariales de porcentaje plano para todas las categorías, tratar de sostener primordialmente el poder adquisitivo de las categorías más bajas y de los empleados informales a través de la asignaciones (no debería ser la asignación por hijo, por este motivo, más alta que cualquier asignación familiar para empleados formales? pregunto, para escándalo de Moyano que, Biblia en mano, nos dice que el modo de ganarse el sustento es el trabajo, por orden directa de Dios), y que el 30% de los salariados de mejores ingresos acepten que sus ingresos sólo podrán compensarse con una pequeña reducción de los descuentos de Ganancias, pero con una nominalidad menor a la de la inflación. Y que los subsidios que favorecen sus consumos deberán ser revisados con la consecuencia en precios que eso tiene.

14 comentarios:

chacall dijo...

Vos ves tan grave aumentos de 25% y devaluación del 20% (¿que es anualizada es el ritmo que lleva hoy la depreciación del dólar?).

Segundo si querés esterilizar y la moneda extranjera la necesitas para pagar deuda y energía, y se dificulta la IED o tomar créditos, habría que pensar en instrumentos de ahorro, indexación, o tasas de interés menos negativas. Eso si, desactivas consumo, y lo que queda de inversión en la construcción, con el correlato negativo en empleo, por lo que hay que hacerlo con muñeca y bien direccionado.

Y por otro lado no creo que todo el esquema económico depende de la cúspide de los asalariados de 4ta categoría que si no hacen un esfuerzo (que seguramente es necesario) se vaya todo al demonio.

Creo que a la par hay discutir más a fondo cosas como estas que se discuten en el blog de abel..
http://abelfer.wordpress.com/2013/01/21/de-estrategia-industrial/

saludos!

uno dijo...

Mariano, con que datos analizás la suba de precios? Tenés algún índice confiable?

Por el lado de la emisión y la inflación, la versión oficial no niega la correlación si entiendo bien los argumentos, sino que discute la causalidad. Básicamente dicen que en Diciembre se emitió más porque la economía lo pedía. O dicho de otra forma, tuvieron que salir a convalidar con billetes la inflación producto de otras causas. De todas formas si esa fuera la realidad, no se cual sería el efecto de no convalidar esas alzas. Es decir, que pasaría si habiendo inflación por motivos no monetarios el estado no emitiera en concordancia.

uno dijo...

Por el lado del blue, yo esperaría unas semanas a ver que pasa, a ver si realmente influyó el efecto turismo.

Alcides Aevedo dijo...

Ahá, leo arriba El gobierno se vió obligado a emitir debido a la previa suba de precios
Muy conmovedor, creo que me voy aponer a llorar, una pregunata ¿esos pesos que emitió el gobierno los repartía entre los sufridos consumidores en la puerta de los supermercados o los utilizó para finaciar su orgía de gasto y corrupción?

Bueno, por lo menos no deja de ser gratificante como entre los opinólogos Nac&Pop empiezan a vislimbrarse las luces de la teoría cunatitativa del dinero, bien por ellos.
Conmueve que planteen a los "trabajadores" frugalidad a la hora de pedir aumentos, muy bien... y que de paso se acuerden de los pobres.
Una última cosa: Las asignaciones familiares tienen una escala descendente muy marcada, apenas suben los ingresos del grupo familiar tienden a reducirse (eso no ocurría antes).

Daniel dijo...

"orgía de gasto y corrupción"

Que bien que suena. Uno se puede ir a dormir con esa música pero sin dejar de apretar los dientes, no relaja, Alcides.

Mariano dijo...

Chacall: no sería tan grave ese escenario. Habría que ver con qué mecanismo de absorción se compensa la presión inflacionaria de la aceleración de la devaluación. Yo tengo miedo a los desbordes de 30%, 35%, acuerdo por tres meses y reapertura de paritarias.
Más vale que soy partidario de todo lo que se pueda controlar los números de las empresas con los balances en la mano, y de cualquier control que se pueda ejercer con una matriz insumo-producto. Pero no solamente no es fácil, sino que no se puede encomendar a las manos de esa quimera todo, sin pensar en la posibilidad de que las cosas no funcionen bien.
Uno: lo mismo para vos, es cuestión de volver a pensar en ser parcialmente prudentes, para recuperar algunos márgenes que se habían creado en otros momentos. Es el pragmatismo responsable. Por supuesto que si el central no convalida con emisión, enfría. Y bueno, por ahí no vendría tan mal. Sin hacer locuras, un poquito digo. Si modificamos la carta orgánica del banco para ampliar los límites de adelantos transitorios, tratemos de no bandearnos al punto de tener que hacer otra reforma, un año después. Solamente eso.
La aceleración de inflación se refleja en los números del INDEC incluso.
Abrazo

uno dijo...

Sí, estoy de acuerdo Mariano. Pasa que 2012 fue un año de estancamiento, enfriar ahí no me hubiera parecido bien. Si 2013 repunta un poco estaría bueno tratar de recuperar un poco de superavit fiscal.

Con respecto a la inflación, estuve revisando, según el INDEC:

http://www.ieco.clarin.com/economia/INDEC-aumento-precios-solo_0_848315218.html

La inflación fue más alta que otros meses por aumentos regulados de servicios aparentemente. Si ese es el caso no se si se puede hablar de espiralización porque la quita de subsidios tendría un efecto contrapuesto al aumento de precios general.

Por el lado del congreso:

http://www.unionportodos.org/index.php?option=com_content&view=article&id=2247:diputados-nacionales-presentaron-el-ipc-congreso-de-diciembre-&catid=53:destacados

Registran un alza respecto de Diciembre de 2011, que sería para tener en cuenta por ser una año casi sin crecimiento.

También hablan de expectativas devaluatorias y por lo tanto más inflación. Ya veremos

Mariano T. dijo...

Con una economía que no crece gran cosa, y sin alternativas de inversión tipo el dolar, emitir al 40% no puede dar otro resultado que alta inflación.

uno dijo...

Bueno, pero con una economía que no crece, no emitir puede significar recesión. Creo que lo importante es ponerse más austero cuando vuelve el crecimiento. Por cierto si la emisión fue del 40% y la inflación fue cercana al 25% como hace 7 años prácticamente, pareciera que influyó más la inercia que otra cosa. Salvo que estos meses se espiralice. Veremos.

Anónimo dijo...

I thinκ this iѕ among thе such a lot important infο for me.
And i'm glad studying your article. But should remark on few common issues, The site style is wonderful, the articles is actually nice : D. Just right activity, cheers
Also visit my web page - click the following article

Anónimo dijo...

I all the time uѕed to гead artiсle іn news papеrѕ
but now as I am a user of nеt therefore from now I am using net for
aгticles, thаnκs to web.

Μy homepagе ... v2 cigs reviews

Anónimo dijo...

Oh my goodness! Inсredible artіcle dude! Thаnk you, Hoωeveг I am
encountегing pгoblems with your RSS.
I don't understand why I cannot subscribe to it. Is there anybody having similar RSS problems? Anybody who knows the answer can you kindly respond? Thanx!!

Here is my blog post ... v2 cigs reviews

Anónimo dijo...

I еvery time emailed thiѕ blog post pagе
to all my friеnԁs, fοr the rеason thаt if like to
rеаd it afterward my cоntаcts
will too.

My pаge; V2 Cigs Reviews

Hosting dijo...

Este personaje anda un poco perdido le falta aferrarse a la realidad.